Un Barco Sin Rumbo

Publicado por Gabriel Velasco Ocampo en

Un Barco  logo gabriel velasco

Sin Rumbo

19 DICIEMBRE, 2020 POR GABRIEL VELASCO OCAMPO

Son álgidos los vientos que han soplado en el 2020, las tormentas son constantes y ante la crisis se necesita de un capitán que con trabajo firme y constante, logre atravesar las turbulencias hasta encontrar las aguas mansas propicias para la recuperación. Lamentablemente este no es el caso de Cali, que decidió entregarle la capitanía a un hombre que nos ha llevado por la ruta de la incertidumbre y la improvisación, condenando a nuestra ciudad a un largo camino de penumbra antes de soñar con la luz.

La falta de rigurosidad en las políticas de prevención frente al Covid-19, la flexibilidad de la norma ante la indisciplina social y la ausencia de liderazgo, ha llevado a que nuestra ciudad entre de nuevo en toques de queda, afectando de manera directa a miles de microempresarios y comerciantes que veían diciembre como una oportunidad de salvar el año. El alcalde prefirió posar ante las cámaras, promover tratamientos sin rigurosidad científica y organizar agua e lulos, en lugar de tomar las riendas de la ciudad para trazar un camino serio de recuperación.

El panorama de improvisación que vivimos frente a la pandemia es la constante del gobierno Ospina ante los diferentes temas que preocupan a la ciudadanía. Mientras los caleños somos víctimas de atracos en las calles, las redes sociales se inundan de videos que evidencian escuadrones de bandidos armados emprendiendo

 contra deportistas trotando en el espacio público, peatones que buscan llegar a su hogar, mujeres trabajadoras en las estaciones del MIO, entre otros casos. El gobierno en un acto completamente inexplicable disminuyó el presupuesto de seguridad de la ciudad para la vigencia 2021 y es evidente la falta de liderazgo y de una política recia para enfrentar el crimen en las calles.

La movilidad se ha topado con el mismo escenario de especulación e incertidumbre. Esta semana fuimos testigos de la aparición de materas en algunas de las principales vías de Cali. Según la alcaldía, estas se instalaron para proteger a los ciclistas, quienes sin duda deben ser tenidos en cuenta en los planes de movilidad, ¿pero plantar materas en la mitad de la vía es realmente la solución? Ante el caos producido y las quejas generalizadas por parte de la ciudadanía, las materas tuvieron que ser retiradas casi de manera inmediata. ¿Hubo planeación, socialización y acaso es el momento para ese tipo de experimentos? Parece que no.

Ante el panorama gris de la ciudad, el Concejo Municipal (en su gran mayoría) ha asumido un rol secundario, protagonizado por un silencio cómplice frente a los escándalos y una “compinchería” inusual para  aprobar las pretensiones del mandatario local. No se hacen debates ni cuestionamientos de fondo, simplemente se aprueba todo. Esta semana el cabildo revisaba la aprobación de 93.000 millones de pesos en vigencias futuras para proyectos en construcción, cuya viabilidad no ha sido aprobada ¿No es esto un riesgo para la ciudad? Vale la pena preguntarse de nuevo, ¿qué ha pasado con el préstamo de $650.000 millones aprobado un par de meses atrás?

El capitán del barco y su tripulación parecen haber tomado la decisión de conducirnos directo a más tormentas, es nuestra responsabilidad evitar que nuestra ciudad naufrague ante las equivocadas maniobras de esta administración y nos ahoguen todos.

Estaremos atentos a las irregularidades y tropiezos para denunciarlas a tiempo y tratar de evitar un fracaso mayor. Contamos con ustedes para que unidos le Paremos-Bolas al futuro de nuestra ciudad y enderecemos el rumbo.

Prórroga: Mientras el gobierno local decepciona, el gobierno nacional entregó esta semana una importante noticia para los ciudadanos de Cali, la firma de la APP para la construcción del Búnker la Fiscalía es una realidad. Aprovecho para agradecer al gobierno por cumplirnos a los caleños. Trabajamos arduamente desde el legislativo para lograr este importante proyecto que renovará el centro de la ciudad, mejorará el acceso a la justicia y fortalecerá la lucha contra la criminalidad en todo el suroccidente colombiano. Cali lo merece.

Comparte para que más personas paren bolas

Categorías: Pará-Bolas Blog

0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *